Luis Guillermo Digital
Home Opinión Cine La increíble experiencia que encierra “La Habitación” (Room)

Por Charly Díaz

Atrapado en una habitación desde su existencia, Jack (Jacob Tremblaylleva una vida aparentemente normal con su madre (Brie Larson) en ese pequeño cuarto de pocos metros. Todo lo que él conoce dentro de ese espacio ha sido un mundo que su madre le ha construido y hecho creer como normal.

Sin duda, Room es una de mis películas favoritas del 2015. Es una historia muy original y pertubadora. Cuenta con un excelente guión que el director Lenny Abrahamson consigue exprimir para entregar un relato bastante emocional. Esta persona también dirigió el maravilloso film de ‘Frank’, que de igual manera explora las emociones humanas de manera profunda y reflexiva.

No quiero entrar en muchos detalles sobre lo que sucede en La habitación para no echar a perder la película a quien no la ha visto, pero esta historia está divida en dos grandes partes que se prestan para un análisis profundo.

La primera parte es el punto más fuerte del film. Los personajes consiguen generar gran tensión en ese pequeño espacio en el que conviven. En este habitación se aprecian momentos de gran emoción, intensos y muy humanos. La capacidad que tiene la madre para llevar de la vida de su hijo es impresionante.

La segunda parte aligera un poco el ritmo pero profundiza más en el desarrollo de la personalidad de los protagonistas. Es una de esas historias que cuentan más allá de los hechos cuando llegan al final. Una explicación del qué pasó después y que no suele ser contado.

Las actuaciones de Brie Larson y Jacob Tremblay  son asombrosas, excelentes, perfectas y llenas de una química inigualable. Larson ganó el Oscar Mejor Actriz por su impresionante interpretación de esta madre atrapada en sus propias emociones, pero ¿por qué La Academia no reconoce a los niños?  Tremblay merece una pequeña estatuilla dorada por su papel.

Una película para analizar como un verdadero caso de estudio. Prácticamente el mundo de un hijo está en las manos de sus padres y de lo que ellos quieran hacerle creer. Esta película ejemplifica lo que significa ser un padre.

Increíble experiencia.

¿Quieres leer más de Charly Díaz? Visita kapirotada.com

0