in , , , ,

AMLO: vendedor de ilusiones

Por Luis Guillermo Hernández Aranda

El gobierno de Andrés Manuel López Obrador enfrenta varias crisis. Y ninguna es menor, por el contrario muchas vidas están en juego y no es exageración. Por un lado está la crisis de salud. El número de muertos evidencian la nula estrategia para enfrentar la pandemia. 

Al momento de escribir estas líneas México sumaba México suma 177,061  muertos. De esta forma México es el tercer país con más muertes acumuladas en la pandemia, de acuerdo con la última actualización de la plataforma de la Universidad Johns Hopkins. Al mismo tiempo sumamos  2 millones 013,563 contagios, México es el treceavo lugar con más casos reportados en el mundo.

Para enfrentar el Covid 19 el gobierno ha afirmado en varias ocasiones que compró millones de vacunas, pero en realidad y en palabras del propio secretario de relaciones exteriores, Marcelo Ebrad, no tenemos aun físicamente las vacunas por lo que solo nos han llegado unas cuantas dosis. Para agravar el problema el criterio de aplicación no es de salud sino político, y como prueba están los servidores de la nación quienes sin pudor piden la credencial de elector a aquellos que se les aplica la vacuna.

Al mismo tiempo el gobierno enfrenta la crisis energética. En los últimos días todos los estados del país han sufrido apagones, generándose pérdidas millonarias. La industria maquiladora y manufacturera de exportación perdió dos mil 700 millones de dólares en tan solo dos días. El presidente del Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación (Index), Luis Manuel Hernández, dijo que se afectó a dos mil 600 maquiladoras de Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas principalmente.

Además al menos el 60 por ciento de las empresas en la zona fronteriza de los estados de Coahuila, Tamaulipas y Nuevo León regresaron a sus casas a los trabajadores ante la falta de electricidad.

El 4 de febrero de 2019 el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo en la Mañanera: “les puedo adelantar que no hay ningún problema qué hay energía eléctrica de más”. Declaraciones del mismo tipo hizo el 22 de junio, el 27 de agosto y el 25 de diciembre. Las más recientes fueron el 7 de agosto de 2020 donde dijo: 

“No va a haber apagones. Ese es el compromiso. No se van a quedar sin luz y se va a construir la planta de ciclo combinado con gas en La Paz para tener energía eléctrica suficiente en Los Cabos y en toda Baja California Sur. Es parte del plan de desarrollo energético”. Y apenas este febrero dijo que no se iban a repetir los apagones porque la CFE tiene técnicos de primera y bueno la realidad es otra.

El clima, la ONU, todo mundo tiene la culpa de los problemas que enfrenta México, esa mafia del poder que tanto le gusta señalar al presidente para justificar las fallas, cuando la realidad es más sencilla, ¿Por qué tenemos una crisis de gas? Pues porque como dijo el gobernador, Miguel Riquelme, el Gobierno Federal suspendió las licitaciones y canceló las asociaciones de Pemex con empresas privadas, lo que ha comprometido seriamente la producción futura de gas.

Más allá de los dichos la realidad es que no hay una política de salud, tampoco energética. Tan sólo la venta de ilusiones, de añoranza de un México de los 70´s que no responde a las necesidades del mundo actual y que por cierto fue de los periodos más corruptos de nuestra historia. 

@lharanda

Escrito por Redacción

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fortalecen en Saltillo servicio de recolección de basura

Frío extremo y escasez de gas genera incertidumbre en norte de México