Bancos contemplan ampliación de plazos, reducción de tasas y periodos de gracia


Una ampliación en los plazos de pago, reducciones en tasas y periodos de gracia en capital (aunque pagando intereses) son algunas de las medidas que se contemplan en el programa de reestructuras de créditos bancarios que se presentará en los próximos días como una segunda etapa de apoyo a los clientes que tengan problemas de liquidez por la pandemia de Covid-19, adelantó la Asociación de Bancos de México (ABM).

En la sesión de Facebook Live de #BancaExplica de este jueves 17 de septiembre, Alejandro Diego Cecchi, presidente del comité de negocio crediticio de la ABM, recomendó a los clientes que tengan la necesidad de reestructurar sus créditos, porque han visto afectados sus ingresos, se acerquen a su institución, ya que, dijo, hay un traje a la medida de cada uno, y destacó que los esquemas de reestructuras se harán de acuerdo con el nivel de afectación.

Como ejemplo, mencionó que se ofrecerán plazos mayores de pago, pero siempre pagando los intereses; reducciones de tasas, y, habiendo imposibilidad de pago por problemas temporales de liquidez, se dará un plazo de gracia de capital, aunque también pagando una porción de los intereses que se pagaban previo a la crisis.

Agregó que la banca reconoce que hay distintas afectaciones entre los diferentes sectores, por lo que los pagos de los créditos tienen que acoplarse a la situación histórica por la que atraviesa México y el mundo.

“En la banca estamos para ayudarlos. Estamos haciendo un traje a la medida por cada cliente, porque no es lo mismo si perdiste completamente el empleo, que incluso en estos casos muchos de los bancos tenemos un seguro de desempleo que va pagando esa deuda por unos cuantos meses, que si perdiste una parte de tu ingreso, tenemos formas de acoplarnos”, dijo.

Cecchi aclaró, sin embargo, que aún se están ultimando detalles del programa de reestructuras con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), por lo que aseguró que se estará presentando, a más tardar, en 10 días.

Resaltó que se estima que sea en el sector de las micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes) donde se acojan más al programa de reestructuras, ya que en la primera etapa de apoyos (de diferimiento de pagos) este sector participó con 44% del total.

Previó que las reestructuras no sólo se den durante el 2020, pues la recuperación tardará más en algunos sectores como el turismo, por lo que consideró que “los apoyos tienen que seguir fluyendo y las reestructuras también”.

Asimismo, expuso que al programa de reestructuras podrán adherirse tanto los que solicitaron, en la primera etapa, el aplazamiento de los pagos, como los que no se sumaron a este.

Consolidación de deudas; tarjetas hasta 72 meses

El presidente del comité de negocio crediticio de la ABM, destacó que uno de los principales temas que también se está viendo con las autoridades, es que puedan consolidarse deudas de diferentes créditos que se tengan contratados (como hipotecario, de consumo y tarjetas al mismo tiempo) en una sola, que probablemente sea en la hipotecaria, dado que aquí el plazo es hasta de 20 años y tasas mucho más bajas que otro tipo de financiamiento.

De igual forma, refirió que la duración de la reestructura dependerá del tipo de crédito y de cada banco, pero adelantó que en hipotecarios sería de 20 a 25 años; mientras que en tarjetas de crédito se están viendo opciones de 60 hasta 72 meses para poder pagar. “Estamos hablando de ya más de cinco años, pero esto no está definido”.

En el caso de las quitas (los créditos que ya no pueden pagarse) mencionó que también se están contemplando en las reestructuras, aunque expuso que no es lo más recomendable. “No es el mejor de los caminos”.

Reestructuras dejarían marca “leve” en el historial

Alejandro Diego Cecchi comentó que también se trabaja en que la marca de las reestructuras en el historial crediticio, sea más leve.

“Va a ser una marca en el historial, no está aprobado, estamos buscando con la comisión (bancaria); es una marca blanda que te permitiría poder tener acceso al crédito en el futuro (…) pero si reestructuras con un plan específico y aún así lo incumples, se vuelve otro tipo de problema. Ya es otra forma de aparecer en el buró de crédito”, dijo.

En este sentido, recomendó seguir pagando sus créditos a quienes sí tienen la posibilidad de hacerlo. “Si pueden pagar, paguen. Las reestructuras está bien tomarlas, pero cuando se necesiten”.

Recomendaciones de la ABM para quienes requieran reestructuras crediticias

• Acercarse a su banco.

• Llamar al call center en una primera instancia.

• No dejar de pagar de forma unilateral.

• Buscar juntos una solución.

• Quienes puedan seguir pagando, que lo hagan.

Comentarios

Anterior Nintendo dice adiós a las consolas 3DS
Siguiente Evita así el temible ‘aliento de cubrebocas’