Controlan incendio en área de ‘podas’ a un costado del relleno sanitario


El conato de incendio que pudiera ser provocado en el área de “podas”, a un costado del relleno sanitario y que alcanzó una superficie de alrededor de media hectárea, ya se encuentra sofocado, dijeron autoridades de Protección Civil, Bomberos y el mismo personal que labora en el lugar, emanando hasta el momento (10:00 horas), vapor de agua producto del agua que penetra hacia el fondo. Las emanaciones de humo no afectaron a los habitantes de las colonias aledañas, gracias a la prontitud en la actuación para su control.

Fue el jefe del departamento del relleno sanitario, el señor Fidencio Castellano Moreno, quien se percató del inicio al filo de las cinco de la mañana, de lo que pudiera haber sido una gran tragedia, llamando de inmediato al departamento de Bomberos, Protección Civil y Servicios Públicos municipales, a cargo de Javier Espinoza Pantoja, Ing. Vicente García Ramírez y Javier Urriticochea respectivamente, quienes aplicaran las normas de control en estos sucesos.

Hasta el momento (10 de la mañana), se habían utilizado alrededor de 30 mil litros de agua de 4 pipas, esperando tener un control total (sin emanaciones de vapor de agua), para las dos de la tarde de este día.

En declaraciones de Castellano Moreno, el lugar se encuentra fuera del relleno sanitario y es utilizado únicamente para la colocación de la recepción de desechos de poda diaria, mismos que tienen un tratamiento especial, “es una confinación con tierra, se recibe, se compacta y se va aterrando, no es un incendio, es un conato de incendio provocado, y lo que sale ahora es vapor de agua”.

Aclaró que el relleno sanitario no corre ningún riesgo, no es un peligro ni es una situación alarmante y que el alcanzó una superficie de cercana a los 50 metros por 15, utilizando para su control 2 pipas del Cuerpo de Bomberos, una de Parques y Jardines y la utilizada para el relleno sanitario, el proceso siguiente será la compactación con tierra que permita un control total.

Por su parte, Vicente García Ramírez dijo que se tiene equipo trabajando con el apoyo de diferentes áreas del municipio, camiones cisternas y maquinaria pesada “pero es muy difícil que el relleno sanitario pudiera resultar afectado, porque podemos observar ya está aterrado toda esta área y sin ningún riesgo”.

Recordó que en la primera supervisión realizada por el personal que trabaja en el lugar, se pudieron percatar de la presencia de huellas de botas de personas que pudieron acercarse al lugar a prender el fuego.

Al concluir, dijo que se recibió el apoyo de Servicios Públicos, de Obras Públicas, maquinaria pesada de algunas empresas del municipio y la presencia de personal de Seguridad Pública “la maquinaria pesada es para dar secuencia al tratamiento, personal de bomberos va sofocando y la maquinaria va aterrando para evitar se propague a otra área”.

Comentarios

Anterior Santos Femenil no pudo debutar en casa con un triunfo
Siguiente El monstruo de las mil cabezas