in , ,

Definiciones

En el tintero

Por Jessica Rosales

Mientras que, en Coahuila, el pasado miércoles los líderes del PRI, PAN y PRD se reunieron en Saltillo para afinar los detalles de la alianza rumbo a la gubernatura de Coahuila; este jueves en el Estado de México, hicieron lo propio los representantes de los tres partidos políticos y anunciaron que van juntos para el 2023.

En definitiva, esto es la antesala al 2024 para renovar la Presidencia del República, y representa la reconciliación de la alianza “Va por México”, grupo opositor a Morena y a sus propósitos, dispuestos nuevamente a hacer un frente para evitar que el partido del Presidente, gobierne estas dos entidades federativas y el próximo sexenio. ¿Lo lograrán?

Ambas entidades reformaron sus leyes para poner las reglas claras sobre lo que ocurrirá en caso de que triunfe la alianza y por lo tanto que se forme un Gobierno de Coalición. Y no es para menos, en Coahuila resulta un evento político histórico que el PAN y el PRI compitan juntos, pues ambos ya lo han hecho en otras ocasiones con el PRD.

En el Estado de México la reforma prevé que, en el caso de una coalición o candidatura común para postular a personas candidatas a gobernador o gobernadora, los partidos políticos puedan suscribir un acuerdo que establezca la forma en que participarán en la integración de las dependencias del Ejecutivo y organismos auxiliares y en la definición de agenda legislativa.

En Coahuila, la propuesta establece que en caso de que el Gobernador del Estado resulte electo por una coalición electoral, podrá considerar que las designaciones a que se refiere la ley se realicen de forma plural, de conformidad con las bases establecidas en el convenio de coalición previsto en la ley, cuando se opte por dicha forma de gobierno.

Finalmente, el gobierno de coalición, del que hace referencia la iniciativa aprobada, implica que la persona titular del poder ejecutivo tenga la facultad de repartir cateras o cargos de gobierno a personas integrantes de los partidos políticos de oposición, siendo así que se genera una fusión entre partidos políticos para conformar el gabinete en ejercicio.

Son cuantro entidades las que hasta el momento han legislado al respecto: Estado de México, Sonora, Chiapas y Coahuila.

La iniciativa aprobada recientemente regula dichos Gobiernos de Coalición, pero no especifíca qué y cuántos cargos corresponderían a cada partido político, y si sería en base a votos u otros factores. Eso lo definirán a través de un convenio que elaborarán y será envido al Congreso del Estado para su observación, y en su caso, aprobación.

Otro tema pendiente, es el método de selección del candidato, no se sabe aún si será por encuestas, por acuerdo o designación directa de los líderes de los partidos o de qué forma elegirán al mejor prospecto.

Es muy probable que aunque tengan claro quien es el candidato de la alianza, como en otros procesos simulen una contienda interna para seguir posicionando al perfil que competirá, pues incluso Morena desde este momento está quemando sus cartuchos para promocionar a sus gallos sin contar con los actos anticipados de campaña de unos cuantos.

Por cierto, hablando de Morena este viernes el senador Armando Guadiana Tijerina y Luis Fernando Salazar convocaron juntos a una rueda de prensa. ¿Será que unirán fuerzas contra Ricardo Mejía Berdeja? No sería una sorpresa que Luis Fernando declinara en favor del empesario e hicieran su propio frente contra el Subsecretario de Seguridad federal quien les ha jugado a la mala. Este viernes lo sabremos.

(Visited 7 times, 1 visits today)

Comentarios

Escrito por Redacción

Índice

Las prioridades de AMLO