in , ,

Índice

Por Eduardo J. De La Peña

Lecturas interesantes dejan los resultados de las elecciones del domingo, tanto de la local para la renovación de alcaldías, como la de diputados federales en los siete distritos que corresponden a Coahuila.

Lo primero que salta a la vista es desde luego el crecimiento en la votación a favor del PRI, incluso frente al carro completo de la elección de octubre anterior, cuando todos sus candidatos juntos obtuvieron 436 mil 635 votos, y este domingo sumaron 543 mil 545, que son 73 mil más de los que lograron en 2018.

Y en este escenario destacarse la hazaña conseguida por el responsable de la elección en Torreón, Eduardo Olmos Castro, y el candidato a la alcaldía Román Alberto Cepeda.

Desde el 2009, cuando precisamente Olmos fue candidato, que el PRI no ganaba la alcaldía de Torreón. Triunfaron en 2013, cuando se postuló a Miguel Ángel Riquelme, pero sumando los votos de Nueva Alianza, Partido Joven, Partido Verde y de la Revolución Coahuilense.

Este domingo Román Alberto Cepeda superó con más de 31 mil votos a Morena, que tuvo a dos candidatos, uno en campaña y otro en la boleta, los Salazar.

Con todo, es más cuantiosa la ventaja que obtuvo en Saltillo el PRI, que tuvo casi 45 mil votos más que Morena y sus aliados.

En la capital el responsable de la elección fue el alcalde Manolo Jiménez Salinas.

Pero si el avance del PRI en la entidad es importante, no se debe perder de vista el crecimiento que ha tenido Morena, pues pese a no haber obtenido más que ocho alcaldías, tuvo en la entidad más de 401 mil votos, que sumando los de sus aliados PT y Partido Verde, llegan a 471 mil 708.

Tanto en la contienda por las diputaciones federales, como en los comicios municipales, con todo y tener en la mayoría de los casos candidatos francamente malos o que pasaron inadvertidos, Morena tuvo una gran cantidad de votos, lo cual habla de un fortalecimiento de sus estructuras y del resultado que le están dando los programas clientelares.

En 2017 la gubernatura de Coahuila la ganó Miguel Riquelme con 482 mil votos. Hay que tener presentes los más de 471 mil que ya obtuvo Morena a dos años de que lleguemos a la sucesión.

Los casi 85 mil votos que obtuvo para reelegirse en el segundo distrito Francisco Javier Borrego Adame, después de haber sido un diputado menos que mediocre, sin participación alguna; al igual que los más de 53 mil con los que Melba Farías Zambrano, se ubicó en segundo lugar en el tecer distrito, por encima incluso del panista Alfredo Paredes, no pueden explicarse de otra manera más que de una estructura nutrida a partir de los programas sociales del gobierno federal.

Otro punto importante es el papel jugado por Evaristo Lenin Pérez Rivera en esta elección, y que su UDC no haya tenido más que 6 mil 300 votos, que equivalen al 0.4% de los emitidos, de ninguna manera se debe interpretar como una derrota para este político.

Es cierto, perderá el registro del partido que heredó de su padre, pero se consolida como un eficiente aliado y operador de Morena, al que le transfiere la diputación del primer distrito que hace tres años había ganado con las siglas del PAN.

Evaristo logró además consumar su movida para sacar del juego a Claudio Bres Garza, a quien saboteó en su pretensión de reelegirse en Piedras Negras, impulsando a Carlos Jacobo de Hoyos como candidato del PT.

Claudio tuvo mil 300 votos menos que Norma Treviño del PRI. Y Jacobo con el PT tuvo más de 15 mil 300, que en otra circunstancia se habrían sumado a Morena.

Así Evaristo Lenin se convertirá en el activo más importante para Morena en el norte de Coahuila, pues además de la diputación les consiguió las alcaldías de Acuña, San Juan de Sabinas y Múzquiz.

La otra carta importante del partido del presidente en Coahuila será Luis Fernando Salazar, pues con todo y su derrota representa votos y activismo intenso.

El miércoles se tendrán los cómputos municipales, y se resolverán municipios en los que hay final de película, destacando Monclova donde Mario Dávila Delgado, del PAN, supera por tan solo 555 votos a la priista Guadalupe Murguía Carranza, pero hay más de mil 550 votos nulos.

Si el PAN logra conservar Monclova será el único municipio importante en la entidad en que gobiernen, y de ese eventual triunfo de ninguna manera se podrá sentir orgulloso Jesús de León Tello, quien tiene viejo pleito con Mario Dávila Delgado.

En Nava la diferencia entre PRI y Morena es de 116 votos, y en Hidalgo entre Partido Verde y PRI de tan solo tres votos.

En los siguientes días irán surgiendo algunos otros aspectos interesantes.

[email protected]

Comentarios

Escrito por Redacción

Así le fue a los famosos candidatos en las elecciones 2021

Alianza Federalista acaparó diputaciones en sus estados